“Paranoid & Sunburnt” de Skunk Anansie sigue siendo relevante hoy en día


GEMAS OCULTAS
“Paranoid & Sunburnt” de Skunk Anansie sigue siendo relevante hoy en día

Por John Morrison 13 de mayo de 2022



Cuando Skunk Anansie debutó Paranoico y quemado por el sol en 1995, la banda londinense de hard rock no podría haber estado más alejada de las bandas británicas, disfrutando de la aclamación de la crítica y el éxito comercial en ese momento. Con una mezcla de influencias que van desde el heavy metal y el punk de la vieja escuela hasta el espíritu relajado y catártico del grunge estadounidense, Skunk Anansie eran ruidosos, serios y políticos en una época en la que el britpop y la electrónica dominaban la escena musical británica. Un disco temáticamente diverso y ambicioso, Paranoico y quemado por el sol explora la dinámica del racismo, la religión, el capitalismo, el amor, el sexo y el deseo.

La voz cruda y dinámica de Singer Skin actúa como un corazón palpitante que da vida a cada canción. Paranoico y quemado por el sol se balancea con la brutal explosión de metal a doble tiempo de “Selling Jesus”. Con su estribillo de himno: “Están vendiendo a Jesús otra vez / Quieren tu alma y tu dinero, tu sangre y tus votos”, la canción apunta a la corriente principal del cristianismo y su papel para permitir que los ricos y poderosos utilicen la religión como una herramienta. explotar y controlar a los pobres. “Intellectualize My Blackness” se basa en un ritmo gigantesco de guitarra, bajo y batería. Por tema, “Intelectualize My Blackness” es para los liberales blancos que intentan “abstraer e institucionalizar” una experiencia cultural que no es la suya: una discusión oportuna de un problema que persiste hoy.

“Charity” alude a la versatilidad de la banda al liderar con un pesado riff de guitarra antes de establecerse en una balada soul al estilo Hendrix. La actuación de Skin es un tour de force vocal mientras gime, canturrea y se lanza a un poderoso falsete para decirle a un amante condescendiente: “No quiero que tu caridad me represente mal”. ‘Little Baby Swastikkka’ es una improvisación furiosa de medio tiempo que contempla cómo los niños aprenden sobre el racismo, mientras que ‘I Can Dream’ es una canción sensual y llena de riffs sobre sexo y fantasías románticas.

Estilística y temáticamente, el debut de Skunk Anansie se basa en gran medida en la angustia y la indignación de la cultura juvenil de mediados de los 90. Un disco de rock poderoso e inflexible, Paranoico y quemado por el sol está lastrado por un tema que lleva el peso moral y emocional de su tiempo.


LECTURA EN CURSO
PAUSA

por

.

Leave a Comment